logoUNA

logo-IOI

sep-gris

Instituto Internacional del Océano

Recomendaciones para Turistas

Comunicados

 

CORRIENTES DE RESACA

(Recomendaciones para turistas en las playas costarricenses)

 

A. Gutiérrez

Programa RONMAC, UNA.

E-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

 

                                            

                                                         Corrientes de resaca en playa Caldera, Costa Rica.

 

Desde el 2010 el programa RONMAC de la Universidad Nacional viene estudiando el fenómeno de las resacas y otros peligros en las playas, tanto en el plano científico exacto como en el social, por lo que, como resultado de estos estudios, me permito dar algunas recomendaciones, que, según criterio del autor, pueden dividirse en dos categorías:

 

a- aquéllas que se suelen dar y que en la práctica resultan insuficientes.

b- aquéllas que marcan la diferencia entre una muerte y un rescate efectivo, o mejor, un rescate innecesario.

 

En cuanto a las primeras debemos anotar:

 

1-atender la señalización en las playas.

2- no bañarse si uno acaba de ingerir alimento

3- observar en marea baja depresiones que no se ven en marea alta, para evitar estas zonas de la playa durante la marea alta.

4- no arriesgarse a subir a acantilados atractivos, algunas veces con caídas de agua llamativas.

5- evitar las escorrentías o desembocadura de los ríos.

6- si no hay guardavidas en la playa, buscar lugares donde haya surfistas, que sin duda conocen la dinámica del lugar,  y preguntarles dónde recomiendan bañarse para evitar las corrientes; individuos éstos que asimismo pueden dar una mano en caso de presentarse una situación de apuro.

7- evitar las playas alejadas de los centros de atención médica.

8- no descuidar a los niños, si se visita la playa en familia.

9- hacer que los niños usen el chaleco salvavidas- es barato y puede salvarles la vida-

10- atender los pronósticos científicos sobre riesgos por corrientes de resaca durante algunos períodos del año

11- a la hora de meterse al agua, no pensar que cuando las olas no son de gran altura, el peligro desaparece.

12- evitar meterse al agua por los lugares donde se interrumpe la ruptura de las olas. Estos lugares son aquéllos donde se forman las corrientes de resaca.

13- percatarse de si en algunos lugares de la playa se ven manchas blancas o marrones que se adentran en el mar y evitar estos lugares.

14- obedecer las recomendaciones preventivas de los guardavidas así como de la policía turística en las playas donde ésta se encuentre.

15- si usted no es buen nadador, evite estar en el agua con ésta por encima de su cintura.

16- use siempre bloqueador solar

17- consulte en el ICT o MINAE en qué playas y lugares particulares se presentan animales peligrosos como cocodrilos, jaguares, tiburones y pumas, y evite estos lugares.

18- no acampe en zonas de playa atravesados por cables eléctricos de alto voltaje, como es el caso de playa Cuajiniquil o "El Amor" en Drake.

19- evite acampar en debajo de palmeras con abundancia de cocos. Estos pueden caer a gran velocidad y afectar la integridad física de los ocupantes.

20- si ha ingerido licor, no se meta al mar.

 

Entre las segundas, sugerimos:

 

1- bañarse en las playas y lugares donde hay guardavidas.

2- evitar las playas solitarias y sin guardavidas

3- en los períodos vacacionales, consultar con la Cruz Roja las playas donde habrá puestos de guardavidas.

4- bañarse siempre acompañado, ojalá con alguien vigilante desde la playa, y en horas diurnas.

5- en caso de un percance, llamar al 911 y solicitar ayuda. Para esto, ojalá contar con las coordenadas exactas de la playa donde uno se encuentre.

6- siendo que la trayectoria de las corrientes de resaca no son líneas rectas sino, más bien, elipses a lo largo de la playa, con transectos paralelos y perpendiculares a ésta,  si usted fuere atrapado por una corriente de resaca, lo que debe hacer es esperar a que la corriente lo suelte o nadar siempre hacia los lados de la corriente o, lo que es lo mismo, perpendicularmente a la dirección de ésa. El consejo de nadar siempre en forma paralela a la playa puede representar un gran peligro para el bañista, dependiendo del transecto de la corriente en el que haya sido atrapado.